28 enero, 2011

Eres así

Sin sueño, sin hambre

sin ganas de salir corriendo

sólo observando, vas.

La vida te sabe a nada,

y como recién resucitada

te cuesta trabajo respirar.

Subes a un barco y te dejas caer y tragar

por los monstruos marinos

que comen tus vestidos

en el fondo del mar donde nadie te ve.

Llena de pena te asomas entre las olas

con tu juventud gastada

y uno que otro pececillo saliendo de tu boca

porque ya no te quiere comer.

Caes cansada en la arena

y los sueños te empiezan a envolver,

dejas que la noche te lleve a su casa

sin saber si vas a regresar.

Sigues sin sentir nada

pero ya no te asusta

porque ya te diste cuenta que así eres,

ahora comienzas a nacer.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal